Como cada año, en el transcurso del Mobile World Congress, la mayor feria del mundo dedicada al industria móvil, se han entregado los Mobile Premier Awards, de los que ya hablamos recientemente en el blog porque entre las finalistas se encontraban cuatro apps españolas. Desafortunadamente, nuestros desarrolladores, a pesar de creado unas muy últiles herramientas, no han logrado alzarse con ninguno de los primeros premios.

FansinoLa galardonada como Best App Award ha sido Fansino, una aplicación que permite los músicos e intérpretes saber quién está escuchando su música en tiempo real. Desarrollada por equipo de San Francisco y ya disponible para Android e iOS, se trata de un modo muy innovador de conectar a los artistas con sus fans que, además, funciona a modo de red social para que personas con similares gustos se relacionen entre sí.

Fansino

El Best Audience Award, que se concede gracias a los votos que el público asistente emite a través de Twitter, fue otorgado a la aplicación uruguaya llamada GPSGAY, una plataforma online y móvil destinada comunidad LGBT, que además de red social ofrece una guía de eventos, noticias y actividades enfocadas a este público.

GPSGay

El tercer premio, denominado Big Impact Award, que está destinado a una aplicación que suponga un gran impacto en la vida de las personas, se lo llevó Mobile Triage, desarrollada por el sudafricano Khalil Aleker. Si bien no queremos restarle importancia a las otras premiadas, esta app nos ha interesado mucho por tres razones:

      • La primera es que está dirigida a los profesionales de la salud
      • La segunda, por las posibilidades que ofrece
      • La tercera, porque es una aportación al campo de la mHealth, relativamente nuevo pero con un crecimiento exponencial y en expansión.

Mobile Triage Khalil Aleker

Gratuita y a disposición de los usuarios en la App Store y en Google Play, esta aplicación facilita la realización del triaje, que es como se denomina al sistema de clasificación y priorización de pacientes en caso de emergencia o desastres, teniendo en cuenta las necesidades terapéuticas y los recursos disponibles por parte del hospital o el equipo médico en ese momento. Tradicionalmente, este sistema se efectúa con distintivos de colores y muchos profesionales lo realizan por intuición, memoria o consultando informes sobre la marcha, lo que puede hacerles incurrir en errores. Mobile Triage facilita enormemente esta clasificación, haciéndola automáticamente gracias a una serie de algoritmos que procesan los parámetros que el médico o la enfermera introduce en la misma, haciéndola de un modo apropiado y certero, así como minimizando fallos, lo que una situación de crisis puede suponer salvar muchas vidas. Una app ‘vital’, nunca mejor dicho, especialmente en zonas de conflicto o con recursos médicos escasos. Ya se utiliza en más de 63 países de todo el mundo.

Mobile Triage