Ya hemos hablado en otras ocasiones de aplicaciones para videoconferencias, como es el caso de Fuze Meeting o de WebEx Meetings. En tiempos de crisis o aquellos en los que las medidas de austeridad se imponen, este tipo de soluciones son un recurso esencial que ahorra dinero y tiempo.

Hoy vamos a hablar de otra app de videoconferencia que se ha vuelto muy popular: Blue Jeans Network.

Radicados en Mountain View, California, el equipo de esta compañía creada en 2009 ofrece servicios de videoconferencia en nube adaptables a diferentes dispositivos. Sus fundadores, Krish Ramakrishnan y Alagu Periyannan, pusieron en marcha la empresa tras seis meses de pruebas de campo. Buscaban un sistema de interconexión entre los usuarios que fuera tan sencillo y cómodo de utilizar como unos vaqueros y, de ahí, el nombre. Tan solo dos meses después de su lanzamiento, la app había logrado superar los 4000 suscriptores y el apoyo de Deutsche Telekom. En 2013, Blue Jeans Network ya contaba con más de 300.000 usuarios en todo el mundo.

Blue Jeans Network

Para poder utilizar esta app, tan sólo es necesario un dispositivo con posibilidad de audio y vídeo, y una conexión a internet. Es más, cualquier usuario se puede sumar a una reunión a través del navegador web, sea este el que sea. Una vez descargada la app y creada la cuenta, se pueden establecer videoconferencias con hasta 25 integrantes en la versión gratuita. En la opción premium es posible alcanzar los 100 usuarios simultáneos, es decir, que además de una reunión de trabajo, a través de este sistema se podría impartir una clase o celebrar una reunión de accionistas. Asimismo, el sistema es fácilmente escalable ya que no necesita hardware específico para funcionar. Soporta vídeo el alta definición sin perder la inmediatez de las comunicaciones y permite compartirlo, lo que facilita la presentación de demostraciones a clientes o socios, por ejemplo. Durante las videoconferencias se pueden enviar mensajes de texto, tanto privados como públicos entre los participantes en la misma.

Blue Jeans NetworkGracias a su almacenamiento en nube, las reuniones pueden grabarse y quedar almacenadas para ser compartidas con otros usuarios o para poder verlas de nuevo. Y todo ello con unos altos estándares de seguridad y encriptación que garantizan la confidencialidad y privacidad de las comunicaciones.

Desde Facebook a National Geographic, pasando por MetLife, las universidades de Brekeley y Standford, o Foursquare son muchas las grandes y pequeñas empresas que han optado por esta solución. En su blog podéis ver algunos interesantes ejemplos concretos de campos en los que se puede utilizar esta herramienta como la medicina, la educación o el sector financiero.

¿La conocíais? ¿La habéis utilizado? ¿Qué opinión teneis de ella?

Contádnoslo en twitter @ameu8 o en nuestra FP.